Horno limpio con vinagre y bicarbonato

Mantener el horno limpio es vital para que los platos que cocinamos en su interior salgan riquísimos y toda la cocina huela genial.

Aunque existen muchos productos de limpieza ideales para mantener este electrodoméstico en perfectas condiciones, el elevado precio de algunos de ellos invita a hacer uso de los remedios caseros, mucho más económicos, asequibles y respetuosos con el medio ambiente que los agentes químicos.

¡Pon en práctica este truco de hogar para tener el horno limpio y reluciente!

Ingredientes

Un vaso de bicarbonato de sodio
Medio vaso de vinagre blanco
Medio vaso de detergente (puedes usar el que empleas para lavar los platos)
Un trapo
Agua

Pasos a seguir

Hazte con un bol e introduce en su interior el bicarbonato de sodio, el vinagre blanco y el jabón. Remueve muy bien los tres productos con la ayuda de una cuchara para que todos los ingredientes se mezclen bien. Una vez que le hayas dado vida a una pasta homogénea, empapa un trapo en el producto y úsalo para limpiar el horno.

El vinagre, el bicarbonato y el detergente te ayudarán a retirar las manchas más difíciles con facilidad y a mantener el horno limpio de una forma práctica y sencilla. Además, gracias a las propiedades presentes en el vinagre blanco matarás a todos los gérmenes y bacterias y podrás desinfectar el electrodoméstico sin recurrir a productos químicos. Una vez que hayas retirado toda la suciedad, enjuaga el trapito con abundante agua y aclara el producto hasta que no quede ni resto de estos tres ingredientes dentro del horno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.